Volver al principio

Voy a empezar disculpándome. Me disculpo porque quizá has entrado en este post esperando encontrarte una emotiva despedida de año, pero no. No quiero caer en convencionalismos, ni a nombrar una por una las personas que han sido especiales durante los últimos 365 días, ya que no porque el 2014 se acabe ese sentimiento va a desaparecer. Todo lo que haya vivido este año son experiencias, emociones, errores, lecciones, amistades y despedidas que se adhieren a todo lo que ya ocupaba lugar en mi cabeza en forma de recuerdos que se acumularán hasta el final, cuando ya no quede nada.

Tampoco esperes que te desee un nuevo año lleno de felicidad, amor, salud, dinero, amistad. Sólo te desearé valor, valor para que empieces a hacer todo aquello que siempre dices que harás, para que dejes de buscar excusas y te decidas a llevar la vida que de verdad quieres (he de decir que yo también necesito desearme a mí misma un poquito de ese valor), pues eso es lo que realmente te hará feliz.

De hecho, lo que me apetece es regalarte un poco de mi imaginación…

10885513_10204667092590669_4176727735066780353_nA menudo experimento la sensación de estar suspendida en el vacío, dejándome caer, unas veces acompañando al viento y otras enfrentándome a él. Hoy he decidido subir a la rama más alta, me gusta observar el mundo desde allí; algo verdaderamente hermoso que me hace sentir insignificante. Sin embargo, la lluvia ha llegado para estropear este mágico momento. ¿Por qué a algunas personas les gusta la lluvia? Nunca lo entenderé, cada vez que llueve tengo que salir corriendo, huir para resguardarme de este horrible sentimiento de ahogo, pues puedo notar cada gota chocando contra mi frágil cuerpo. Huyo lo más rápido que puedo hasta visualizar una casa, y entro en el porche sin que me vean. Por fin a salvo, o no… En el porche una familia habla a voces, puedo contar hasta 8 adultos y dos niños. Los adultos no dejan de hablar de dinero, fútbol, trabajo, política… de problemas, en definitiva, como si se tratara de una competición acerca de quién está peor. Los niños, no más silenciosos, pelean por un juguete a pesar de que tienen 10 más para elegir. Ahora recuerdo por qué me mantengo alejada de las personas, tan absortas en sus problemas y preocupaciones que no se han percatado de mi presencia, tan absortas en la vida de una famosa que se ha acostado con no se qué torero (para mí asesino de toros) que ni siquiera han caído en que su perro está aburrido, dando vueltas alrededor de la mesa con una pelota en la boca, esperando a que alguien se la lance. Se la lanzaría yo misma, pero no me encuentro con fuerzas para hacerlo.

Llevo ya una hora y, mientras yo no dejo de pensar en volar, ellos aún siguen hablando de aquel torero. No lo entiendo, pero ahora eso ya no importa, el sol está saliendo y la lluvia ya es pasado. Me preparo para salir igual que entré, con sigilo, pasando cerca del perro que me sigue correteando, creo que aprovechando la ocasión para jugar. Doy un par de vueltas a la casa con él detrás antes de volver a la rama.

De camino, los rayos de sol indicen en mí. Me encanta mirarme y ver la explosión de colores en mis alas. Me encanta ser una mariposa.

Comentarios (4)

  1. Marcos Martínez

    Bienvenida al mundo de los blogs, ese maravilloso lugar de obsesión por ser leído. Ahora te tocará remodelar todo esto, aprender de plugins y de HTML.

    ¡Feliz giro alrededor del Sol!
    =)

    Responder
    1. Maria Escribano (Publicaciones Autor)

      Con que pueda hacerlo la mitad de bien que lo haces tú es suficiente. Gracias por tu ayuda y por tu apoyo ^^

      Responder
  2. Sergio Calvo Esteban

    Me ha gustado un montón! Esa metáfora de la libertad de la que siempre hablamos, de no dejarse guiar por los que son presos de lo convencional, por explorar nuevos caminos intentando tener un pensamiento propio, por atraverse a pensar en lo que otros ni siquiera conciben posible, en detenerse a observar los detalles que la gente normal pasa por alto y no les da importancia.

    Sólo espero que esta vez no lo vuelvas a dejar eh eh

    Un beso amiga!

    Responder
    1. Maria Escribano (Publicaciones Autor)

      Me alegro de que te gustase. Claro, es todo lo que tenemos siempre en la cabeza solo que expresado en forma de relato.

      Un besito fuerte!

      Gracias por leerme.

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>